PASIONAL


“En este libro he privilegiado por lo menos algunas de mis obsesiones: fragmentos del cuerpo: las manos cuando escriben, los ojos cuando leen, además del proceso fisiológico vital que a menudo olvidamos, la circulación de la sangre y su inquietante presencia material”.

El texto encuentra un cuerpo, Margo Glantz