FLÂUNER


“Antes de sumergirnos en el tube que nos devolvería al centro de Londres, caminamos por el pueblo y así fue como descubrimos la librería de Keith Fawkes. Allí compré unos diez volúmenes de Stevenson a una libra cada uno, edición de fines del siglo XIX (...) Aún hoy los tengo en París (...) esperándome en cada regreso”.

Los libros y la calle, Edgardo Cozarinsky